Noticias

  • 8 equipos siguen en la lucha por llegar al Super Bowl 52

    Alitas de pollo, bebidas espumantes, familia o amigos y un televisor es todo lo que necesitan los múltiples espectadores que, una temporada tras otra, se disponen a disfrutar del juego más esperado: el Super Bowl.

    A tan solo tres semanas del evento, 8 equipos se disputan un lugar para representar a sus ciudades. Las ansias de vencer en los encuentros restantes son mayores para los Titanes de Tennessee, Vikingos de Minnesota, Águilas de Filadelfia y Jaguares de Jacksonville, equipos que jamás se han llevado a casa la réplica del trofeo y el anillo característico de la Liga Americana de Fútbol.

    El sábado en la tarde las Águilas de Filadelfia intentarán derrotar a los Halcones de Atlanta. El juego entre aves promete ser entretenido y, a pesar de que los Halcones van como favoritos, las Águilas apostarán a su defensa, destacada actualmente en el puesto número 3 de las defensivas más potentes.

    El plato fuerte de la noche será servido por los Patriotas de Nueva Inglaterra y los Titanes. El indiscutible mariscal de elite, Tom Brady, se asegurará de cavar profundamente las esperanzas de llegar a febrero que mantienen los de Tennessee, quienes han ganado por pocos puntos en sus últimos juegos.

    Uno de los favoritos para disputar el magno evento americano son los Acereros de Pittsburgh, quienes para llegar allí deberán primero quitarse la piedra en sus zapatos: la defensa de los Jaguares de Jacksonville, posicionada como la número 1 esta temporada debido a su efectividad en el acarreo del ovoide.

    Además, los Acereros ya saben qué se siente la derrota contra los félidos, juego en el que no pudieron detener los ávidos pies del corredor novato Leonard Fournette, llevando consigo el acarreo más largo de la campaña en toda la liga (90 yardas), justamente contra Pittsburg en la semana 5.

    Por último, los Vikingos tratarán mantenerse en la carrera por la edición 52, que además se celebrará en su casa, el estadio U.S Bank de Minnesota. Los Santos de Nueva Orleáns los vencieron en la semana 1, pero, cuando se vean las caras este domingo, habrán transcurrido 125 días desde aquella victoria. Ambos equipos se han fortalecido y definitivamente será un juego reñido.